casca

ELEGANTE CASCANUECES

Desde hoy y hasta el 22 de diciembre la Compañía Nacional de Danza repone en el Teatro de la Zarzuela de Madrid Cascanueces, la última producción de envergadura de José Carlos Martínez cuando era su director artístico.

 

Texto_OMAR KHAN Fotos_JESÚS VALLINAS

Madrid, 10 de diciembre de 2019

Una encuesta desvelaba que la gran mayoría de los norteamericanos cree que Cascanueces, creado por Petipa/Ivanov para los Ballets Imperiales de San Petersburgo a finales del siglo XIX, es una creación 100% americana. El mismo sondeo indicaba que una gran parte de la población del país del norte aseguraba que este título había sido el primer ballet que había visto en su vida y que, inequívocamente, lo consideraba un símbolo navideño típicamente norteamericano a la altura del mismísimo Santa Claus. Y es que, ahora mismo, como todas las Navidades, desde los teatros más grandes y prestigiosos de Estados Unidos hasta los más pequeños de los pueblos de la América profunda reponen Cascanueces. Expertos en exportar su cultura [partiendo de la base de que lo creen suyo], los estadounidenses han contagiado a muchas ciudades del mundo con el mismo fenómeno. Desde el año pasado Madrid se une, y a partir de hoy y hasta el 22 de diciembre, el Teatro de la Zarzuela estará reponiendo la versión, limpia y discreta, que José Carlos Martínez como director artístico, ideó el año pasado por estas fechas para la Compañía Nacional de Danza (CND) que todavía dirigía. Se trata de la segunda producción completa de un ballet clásico que ha estrenado el ente público, después de Don Quijote, y la última que realizara Martínez para la CND, ahora bajo la conducción de Joaquín de Luz.

Don Quijote fue un experimento (que no una experimentación) en el seno de una compañía ajena a estas lides espectaculares del ballet clásico. Martínez, prudente entonces, se mantuvo por el sendero más seguro aferrándose al guión conocido, quizá porque para él también suponía un reto superlativo, aún cuando ya se había enfrentado a montajes de grandes dimensiones como Les enfants du Paradis, que hizo para el Ballet de la Ópera de París cuando era etoile y coreógrafo ocasional en esa casa.

casca2

Minimalismo

Las limitaciones de la CND para los títulos del repertorio académico persisten en Cascanueces pero quizá estas carencias son las que han obligado a Martínez a buscar soluciones escénicas (ingeniosas) que le permitieran ahorrar dinero y garantizar las giras. Esta suerte de malabarismo entre lo deseable y lo posible han terminado por implicarle más como autor. Allí reside la principal aportación de su austero pero eficaz Cascanueces, que aparece bañado por un halo autoral que sin sacrificar ni trasgredir el original, huye del barroquismo fantasioso tradicional en este título (un aspecto vinculado necesariamente al dinero) y se aproxima a una simplicidad cercana al minimalismo con una acertada escenografía modular construida a partir de llamativas bolas de árbol navideño, diseñada por Mónica Borromello. Con el espacio así resuelto, colocó el énfasis entonces en los trajes sobrios y elegantes de Iñaki Cobos, que responden a su decisión de ubicar la acción en un momento concreto, la Europa de 1910, y no en la imprecisión de “un reino muy lejano”, lo que le permite huir del carácter encantado y edulcorado del original, dando paso a cierta sobriedad y contención en un montaje que termina siendo adulto y elegante.

La danza fluye rauda, precisa y veloz en este contexto. La compañía demuestra sus avances, su coordinación como equipo y sus capacidades para el ballet clásico (especialmente ellas) en los dos momentos corales que son el mayor reto al que se enfrenta cualquier compañía que aborde Cascanueces: la danza de las Reinas de las Nieves que cierra con una nevada el primer acto y el celebérrimo Vals de las Flores.

El Cascanueces de Martínez no defrauda. Sabe complacer a los más balletómanos con su rigor en la ejecución y el respeto a los principios narrativos y modos de la tradición, pero al tiempo le desvela como un autor discreto y elegante desde una puesta en escena más bien realista y en sintonía con la sensibilidad y estética de nuestro tiempo.

Danza News

SALA CUARTA PARED

cuarta

ARRANCA MOVER MADRID

Con la reposición de trabajos tempranos de La Phármaco arranca este fin de semana el ciclo MoverMadrid de la Sala Cuarta Pared, que una vez al mes y hasta junio, se acercará a la danza que se hace en la capital

Leer más...
 

FUNDACIÓN CASTELL DE PERALADA

peralada

MARÍA KHOREVA GANA EL PREMIO CARMEN MATEU

La joven solista del Ballet Maarinski ruso se hizo con los 30 mil euros de la primera edición de este premio dedicado a la memoria de la fundadora del Festival Castell de Peralada

Leer más...
 

XXXIV FESTIVAL MADRID EN DANZA

madA

TODA LA DANZA DEL MADRID EN DANZA

Empieza el festival ¿No sabes qué ver? Te orientamos sobre los espectáculos que vendrán. No te lo pierdas.…

Leer más...
 
Volver