lucienX2

¿PUEDO HACER ALGO POR TI? 

Sobre nuestra falsa amabilidad en las redes va ‘Story Story Die’, coreografía con la que el noruego Alan Lucien Øyen debuta mañana en el Festival Grec. Te lo contamos…

 

Texto_OMAR KHAN Fotos_MATS BACKER

Madrid, 04 de julio de 2022

Aunque consta la creatividad y originalidad de su danza, los nórdicos siguen siendo un misterio. Un poco de envidia sí que da, porque tienen un circuito de exhibición amplio y coordinado entre varios países de arriba, y unos cachés tan altos que son inaccesibles para festivales y teatros de por aquí abajo, a los que puede costarles lo mismo poner en cartel una pequeña agrupación finlandesa o islandesa (desconocida) que una reconocida y enorme compañía de ballet francesa o alemana, con coreógrafos estrella.

Últimamente, no obstante, van trascendiendo nombres nórdicos con sus letras raras. Impulsado por el Cullberg sueco, llegó a nuestros teatros el neerlandés Jefta Van Dinther y hace poco se presentó (por tercera vez) en el Arriaga bilbaíno Erna Omarsdottir con la Iceland Dance Company. Ahora es turno para el noruego Alan Lucien Øyen, que mañana y pasado presenta a su compañía winter guests, de Oslo, en el Mercat de les Flors, de Barcelona, dentro de la oferta del Festival Grec, donde llega con Story, Story, Die, coreografía con la que hace apenas semanas debutó también en el Festival Madrid en Danza.

No es un recién llegado Lucien Øyen. Fundó su compañía en 2005 y desde entonces ha ido encadenando producciones que han terminado por configurar un lenguaje personal propio, ya reconocible y muy familiar en los países nórdicos. El cine es notable influencia. Story Story Die está organizada por micro-secuencias que van apareciendo tras cambios bruscos de iluminación y situación, como si alguien en bastidores estuviera haciendo zapping. Hay narrativa. Mucha. Largos textos que son recitados y bailados al unísono por cada uno de los siete bailarines, un poco a la manera de Crystal Pite. Estas constantes le conducen a una puesta en escena que, con toda naturalidad, fusiona danza y teatro muy en el estilo de la danza-teatro de Pina Bausch, pero ubicado en otra dimensión.

 

lucienX1

 

El espíritu de Pina

Llegamos así a la otra influencia notable de su universo, porque el espíritu de la célebre creadora alemana planea siempre sobre sus obras. Así que no fue gratuito ni azaroso que, durante su breve período como directora de Tanzatheater Wuppertal -la compañía de Pina Bausch-, Adoplhe Binder le invitara a crear para la legendaria agrupación. De allí surgió Bon Voyage Bob (2018) que, aunque giró poco, fue buen impulso para dar a conocer a Lucien Øyen por este lado del mundo. De su producción para winter guests cabría destacar Coelacanth (2013), con sus seis horas de duración, o más recientemente The American Moth (2021), complejo montaje multimedia que tuvo, nada menos, que a la legendaria actriz Liv Ullman entre sus protagonistas.

Desde un distanciamiento prudente que le impide caer en la banalidad o la literalidad, el coreógrafo noruego aborda un tema muy concreto y espinoso en Story Story Die. Quiere hablarnos de la superficialidad, de la necesidad impuesta de gustar y caer bien, de nuestra generosidad teórica, de los esfuerzos que hacemos cada minuto por construirnos una imagen positiva y normativa aunque sea falsa, con tal de ser aceptados, alabados y queridos. Desde una danza fragmentada, quebradiza y milimétrica, la obra bombardea en las bases mismas de las redes sociales, tan inclinadas por mostrar siempre felicidad, nunca penurias.

Está la obra llena de falsa amabilidad y cortesía, dibujando con precisión nuestra sensibilidad domesticada, que se mueve estrictamente dentro de las coordenadas esperadas. Por eso, cuando alguno de los bailarines se sincera, parece fracasar. Acosado, uno de ellos, es socialmente desterrado, linchado y pintado como una calavera, reconvertido en un muerto social, un zombi, un apestado del florido jardín que nos hemos inventado en las redes, que aún así sigue bailando, pero ahora excluido, su danza macabra.

Muchas de las historias que escuchamos provienen de las vivencias de los bailarines que, cómo no, siguiendo la estela de Pina Bausch, Lucien Øyen ha usado como material dramatúrgico. Con su altísimo nivel de producción e interpretación, el título Story Story Die alude a esa espiral suicida que nos lleva a crear una tras otra, una historia fabulosa y complaciente de nuestra vida perfecta en las redes, hasta que ya no podemos sostenerla y entonces acontece lo más temido: nuestro linchamiento social.

 

ESPECIAL DANCE FROM SPAIN 2021

Cover DFS 2021
Descargar

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN

 

Suscríbete a susyQ

¡Y recibe la revista en tu casa!
Puedes pagar con Paypal o con  tarjeta de crédito:
 

Suscripcion SusyQ

 

Danza News

XXI CERTAMEN COREOGRÁFICO

burgosny

CHEY JURADO TRIUNFA EN EL BURGOS-NUEVA YORK

Además, el creador cubano Niosbel Osmar González obtiene doble premiación en la gala del certamen celebrada anoche en Burgos. Te contamos el palmarés…

Leer más...
 

MOVER MADRID / SALA CUARTA PARED

poliana2022a

CUATRO MUJERES 

Poliana Lima retoma su creación ‘Aquí, siempre’, de 2019, para clausurar este fin de semana en Ciclo Mover Madrid, de la Sala Cuarta Pared. Te lo contamos…

Leer más...
 

NÜRNBERG BALLETT

goyom

NÚREMBERG SIGUE ENAMORADA DE GOYO MONTERO

El Ballet bávaro renueva hasta 2028 el contrato del creador madrileño como director, cargo en el que ya lleva quince años. Lee más…

Leer más...
 
Volver