fracci

LA ÚLTIMA PRIMA BALLERINA ASSOLUTA

Con la muerte de Carla Fracci ayer, se va una de las últimas grandes divas del ballet, durante un mes que está siendo trágico para la danza. Lee más...

 

Madrid, 28 de mayo de 2021

El último mes ha sido trágico para la danza, que no sale de un duelo para entrar en otro. Raimund Hoghe y hace apenas dos días, Anna Halprin, dos pioneros de la nueva danza y las vanguardias, nos dejaron. El mundo del ballet ha sido también severamente golpeado. El aparente suicidio del joven coreógrafo Liam Scarlett, la gran promesa del Royal Ballet, en abril pasado, marcó el inicio de una estela trágica que ha incluido las muertes de Jacques D’Amboise, el que fuera el favorito de Balanchine, y ahora la desaparición de la gran dama Carla Fracci (Milán 1936-2021), una de las últimas divas que quedaban con título de prima ballerina assoluta.

Los tiempos del ballet han cambiado y la prima ballerina assoluta es hoy una especie de título nobiliario en extinción, una distinción que separaba a las más grandes bailarinas del mundo del resto, ubicándolas muy por encima y más allá de la estrella. Ya no quedan. No tanto porque ya no existan bailarinas extraordinarias como ellas sino porque nuestro mundo de velocidad, redes sociales, youtubers e inmediatez ha diluido su significado, importancia y repercusión. La bailarina más allá del bien y el mal ya no existe quizá porque no se puede medir en likes. Alicia Alonso era emblemática de este club y Carla Fracci, una de las últimas.

Considerada un icono de la cultura italiana, Fracci murió ayer presumiblemente de un cáncer a los 84 años en la ciudad que la vio nacer. Fue el personaje más influyente y emblemático de la Scala de Milán, la casa de ballet donde brilló en los papeles románticos, que fueron su especialidad, siendo Giselle el rol al que permanecerá asociada para siempre.

Aunque fue notable su debut en la Escuela de la Scala bailando El espectro de la rosa, de Fokine, le ocurrió como a Alicia Alonso, que una imprevista sustitución, ésta vez a Violette Verdy, en La cenicienta, la catapultó a la fama. Su Giselle en Nueva York supuso su consolidación mundial. También se apuntó un éxito como la primera Julieta, de la legendaria adaptación de John Cranko. Durante un tiempo fue además la estrella indiscutible del Ballet de Roma, del que fue directora artística.

Durante todo el día de hoy, los fanáticos, que se cuentan por cientos, podrán despedirla en capilla ardiente en el mismísimo Tetro Alla Scala, de Milán. Mañana será sepultada. Con ella se va no solamente una grande del ballet sino también una de las últimas en ostentar la distinción de prima ballerina assoluta.

Si compras desde aquí
... nos ayudas!

¡Gracias!

Si compras desde aquí
... nos ayudas!

ESPECIAL DANCE FROM SPAIN 2020

DANCE FROM SPAI 20-21

Descargar

Apreciado lector


Son tiempos difíciles para la danza, para el periodismo, para la vida… La crisis del Covid-19 también está afectando a susyQ. No hemos podido editar nuestra revista en papel y no sabemos cuándo podremos volver a hacerlo. Por lo pronto seguimos en digital y solamente podremos continuar si nos apoyas. Por eso hoy pedimos tu ayuda, una colaboración voluntaria que nos permita seguir. Si tu situación no te lo permite, también lo entendemos. Nosotros seguiremos informándote…Gracias.


Danza News

XXVIII BENOIS DE LA DANZA

carmonabenois

JESÚS CARMONA GANA EL BENOIS DE LA DANZA

El bailaor y coreógrafo consigue el prestigioso galardón internacional de la asociación moscovita al Mejor Bailarín por su creación The Game. Te lo contamos…

Leer más...
 

10&10 / SALA CUARTA PARED

musas

DOMANDO MUSAS 

Inés Narváez Arróspide presenta en el ciclo Mover Madrid de la Sala Cuarta Pared su coreografía Las Musas. Desde mañana y hasta el día 5. Te lo contamos…

Leer más...
 

OBITUARIO / HALPRIN

halprin1

EL SIGLO DE ANNA HALPRIN 

Ha muerto ayer, a los 100 años, una de las impulsoras de la danza posmoderna norteamericana. Recordamos sus aportaciones…

Leer más...
 
Volver