creates

DANZA EN TIEMPOS DE CORONAVIRUS

La Batsheva inaugura un festival on line ¿Será esta la nueva realidad de la danza? Nosotros lo dudamos. Lee la reflexión…

 

Apreciado lector


Son tiempos difíciles para la danza, para el periodismo, para la vida… La crisis del Covid-19 también está afectando a susyQ. No hemos podido editar nuestra revista en papel y no sabemos cuándo podremos volver a hacerlo. Por lo pronto seguimos en digital y solamente podremos continuar si nos apoyas. Por eso hoy pedimos tu ayuda, una colaboración voluntaria que nos permita seguir. Si tu situación no te lo permite, también lo entendemos. Nosotros seguiremos informándote…Gracias.


Texto_OMAR KHAN

Madrid, 11 de mayo de 2020

¿Podrá la danza resistir (y subsistir) con coreografías elaboradas en terrazas, baños y salones de las casas de sus hacedores? ¿Podrán los jóvenes bailarines aprender y progresar viendo a sus profesores dictando clases en la cocina de sus casas? Probablemente no. Pero el confinamiento no ha dejado mucho margen de acción y en estos frustrantes días de coronavirus la danza está apelando a su derecho a pataleo. Ha sido gratificante, ciertamente, ver la tenacidad, entusiasmo y dedicación que los bailarines, sean de nuestra Compañía Nacional de Danza o del Ballet de la Ópera de París, han puesto en la realización de vídeos virales que han circulado (con éxito) por las casas de cientos de ciudadanos confinados. Es una manera legítima de decir al mundo aquí estamos y seguimos trabajando pero esas experiencias no sustituyen (y sería deseable que así siga siendo) a la de sentarte en una butaca a ver en directo una nueva coreografía.

La Batsheva Dance Company, la más potente de Israel, ha anunciado la realización del 15 al 24 de mayo de 2020 de Batsheva Dancers Create, un festival online gratuito (lanzado desde la nueva plataforma batshevacreates.com) en la que durante diez días estarán mostrando la premier de un par de docenas de corografías hechas en confinamiento por 24 bailarines de su agrupación y de su Young Ensemble. Es una buena iniciativa, qué duda cabe, pero todos sabemos que difícilmente podrá sustituir el impacto y la emoción de festivales relevantes como la Bienal de Lyon o el Festival Madrid en Danza.

De esta reflexión se desprende otra, que día a día va tomando fuerza en medios y redes sociales sobre la conveniencia (o no) de la danza gratis en la red. Hay voces que apuntan a que la avalancha de coreografías gratuitas que se están poniendo a disposición del cibernauta (van desde creaciones de Pina Bausch o Sasha Waltz hasta coreografías de compañías pequeñas de todo el mundo) crearán un mal precedente y que el espectador poscoronavirus terminará por creer que es estúpido pagar por ver danza. Habría que relativizar.

Lo cierto es que el ciudadano tonto no es. Y todos, la gente de la danza y la que no, sabe que el hecho de ir a ver danza en un teatro es una experiencia irrepetible, que produce unas emociones difíciles de clonar desde un vídeo. Y es casi seguro que en la “nueva normalidad” esto no vaya a cambiar. Sería improbable, incluso imposible, que una avalancha de ciudadanos exija ahora que la CND estrene su nueva versión de Giselle on line y no en el Teatro de la Zarzuela. Otra cosa son las dificultades que se van derivar de esta complicada situación durante la desescalada, como la idea, ésta sí quizá inviable, de teatros a un tercio de su capacidad real. En principio porque económicamente no son rentables, especialmente para pequeñas salas alternativas o teatros privados. Mucho menos para las agrupaciones.

A los retos que la danza ya tenía y afrontaba antes de la pandemia se suman ahora unos nuevos para los que no estábamos preparados, pero hay que tener fe en que podremos asumirlos y superarlos. Por lo pronto, parece injusto condenar a creadores e intérpretes del mundo que se reinventan online o que tengan la deferencia (que implica su auto-promoción y es lícito que así sea) de poner sus trabajos ya estrenados a disposición del ciudadano confinado. Es una situación estrictamente temporal que ofrece una opción para el ciudadano mucho más productiva y edificante que un episodio de Supervivientes.

Apreciado lector


Son tiempos difíciles para la danza, para el periodismo, para la vida… La crisis del Covid-19 también está afectando a susyQ. No hemos podido editar nuestra revista en papel y no sabemos cuándo podremos volver a hacerlo. Por lo pronto seguimos en digital y solamente podremos continuar si nos apoyas. Por eso hoy pedimos tu ayuda, una colaboración voluntaria que nos permita seguir. Si tu situación no te lo permite, también lo entendemos. Nosotros seguiremos informándote…Gracias.


ESPECIAL DANCE FROM SPAIN 2019

Dance from Spain 2019

Descargar

Danza News

CENTRO CULTURAL TERRASSA

terrassa

AMBICIOSO CURSO INTENSIVO DE BALLET EN TERRASSA

El Centro Cultural Terrassa pone en marcha un ambicioso proyecto educativo de formación en ballet que sirve de puente hacia la vida profesional de jóvenes bailarines, bajo la dirección de Rodolfo Castellanos. Lee más...

Leer más...
 

REFORMULACIÓN DE PLATEA

inaem1

EL INAEM EMPIEZA A IMPLICARSE

Tras la avalancha de críticas y quejas del sector de las artes escénicas por la falta de sensibilidad del gobierno ante la crisis del coronavirus, el Inaem reformula el programa Platea

Leer más...
 

EL CORSARIO / JOSÉ CARLOS MARTÍNEZ

corsario

UNA DE PIRATAS EN ROMA

Aunque hubo suspensión por coronavirus, se pudo ver El corsario, en versión de José Carlos Martinez con el Bellet de la Ópera de Roma. Debió tener funciones hasta mañana

Leer más...
 
Volver