Jordi Cortés susyq

Sé fuerte

Regresa Fuck-in-Progress al TNC. A propósito, Jordi Sora reflexiona sobre este título clave para entender la propuesta de Cortés

Tras su paso triunfal como bailarín del colectivo británico DV8 en sus primeros tiempos, Jordi Cortés (Badalona, 1960) ha venido trabajando desde hace más de una década en su asociación Kiakahart junto a artistas con diversidad funcional, en Cataluña. En maorí, la locución Kia kaha, utilizada como una afirmación, significa “¡sé fuerte!”. Una apelación a la firmeza espiritual, al coraje. Cuando se trata de bailarines que rompen con los estándares físicos, se multiplica ese sentido apelativo, por cuanto se refiere a lo que anima y empuja, cual motor interno, a la expresión corporal pese a las (aparentes) restricciones propias.

Lo son, efectivamente, más para el que mira que no para el participante. La necesidad de comunicación, por universal, capacita a cualquiera independientemente de sus condiciones. Y la danza, desde esta perspectiva, resulta un instrumento básico, compartido, humano y necesario para todos. Aquí no se habla de defender ningún paradigma de supuesta integración, sino de hacer realidad la igualdad en la diferencia.

Galardonada en la categoría de Coreografía en los Premios de la Crítica de Catalunya 2016, vuelve a representarse esta obra del colectivo, con ocho intérpretes con situaciones físicas diversas, de título bien explícito de lo que se desea abordar desde la singularidad de esos cuerpos: Fuck-in-Progress podrá verse en el Teatre Nacional de Catalunya del 9 al 11 de febrero. El erotismo, la sensualidad, el fetichismo y las confesiones del deseo, en el centro del escenario.

Pieza sorprendente, libre, despojada de prejuicios, demuestra hasta qué punto la experiencia del contacto físico, de la sexualidad y el placer es especial para cada cuerpo. Juega ahí tanto lo anatómico y fisiológico, como lo psicológico y emocional. Siendo una constante de todos los individuos, se vive de manera diferente. Acorde con la expectativa individual y con la huella que deja en la memoria sensitiva. Pero queda en manos del espectador lo más esencial: primero porque se le exige situarse frente a esa diversidad, tantas veces ignorada. Segundo porque le afirma lo evidente: la necesidad de ese movimiento.

En esta línea, la expresión a través de la danza tiene mucho que ver con lo sensual y lo erótico. Nada importa más que ese delicado camino de aproximación, tentación, seducción y diálogo del que da precisa información la composición de Jordi Cortés: el juego de la vida. El sexo como escritura en el tablero de lo íntimo. Al fin y al cabo, el trayecto de mayor impronta en el dibujo de la existencia: el encuentro con otro cuerpo en el que reconocerse.

Fuck-in-progress. Del 9 al 11 de febrero. Teatre Nacional de Catalunya (TNC, Barcelona). www.tnc.cat

Texto_JORDI SORA Foto_JESÚS G. PASTOR

Danza News

ARTE EN MOVIMIENTO

danza menorca gala susyQ

Éxito de la Danse Menorca Gala, que se consolida como referencia en el calendario internacional

Leer más...
 

JAN FABRE

fabrebelgian

Absurdistán

El agresivo y poético Jan Fabre llega al Grec con una mirada ácida sobre su país, en Belgian Rules

Leer más...
 

CON AGUA ARRANCA TERCERA SETMANA

tercerasematna

La compañía francesa de circo Barolosolo da el pistoletazo de salida al Festival Tercera Setmana de Valencia

Leer más...
 
Volver